Día 13: La Torre y su Puente.

Cruzando el Tower BridgeBue-ní-si-mo el descanso en el departamento! Desayunamos con nuestras provisiones del Waitrose, y nos vamos a visitar la Torre de Londres. Obviamente primero vamos a conocer en persona al Puente, a cruzarlo, y sacarle mil fotos.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

En la Torre vamos a estar casi toda la mañana, queremos recorrerla tranquilas, y la cantidad de cosas y lugares que tiene para ver es enorme! Es una visita obligada en una (la primera) visita londinense, pero hay que hacerlo con tiempo para poder disfrutarlo. Para descansar de tantas historias, tantas joyas, tantos cuervos, nos tomamos un segundo desayuno pre almuerzo en la cafetería de la torre. Desde adentro, seguimos viendo como aparece cada tanto el puente, y también aprovechamos a sacarle fotos.

El Puente (ni hace falta presentarlo)

El Puente (ni hace falta presentarlo)

Entramos en salones, algunos usados como prisiones, construidos por el ¡1100!, con vidrios protegiendo inscripciones en las paredes, que hacían los prisioneros… Impresionante totalmente.
Pasamos por la exposición de joyas de la Corona, subidas a una cinta transportadora… Vimos los terrores de la Bloody Tower, del príncipe Eduardo V y su hermano Ricardo, la Casa de las Fieras, la Cámara de la tortura.

A la salida, vamos siguiendo el Támesis por la costanera, Southbank, aprovechando el solcito (aunque con lluvia lo haríamos igual). Después de pasar el London Bridge, nos metemos un poco para adentro y encontramos el Borough Market, un mercado “al aire libre” (aunque está abajo como de una autopista), con variedad de comidas y otras cosas para comprar. Me encantó. Almorzamos caminando un súper pancho de un stand de comida alemana, y seguimos.Borough Market
Seguimos pasando puentes, todos diferentes, el Shakespeare’s Globe, hasta llegar a ver el Big Ben del otro lado, esta caminata es lo más! Llena de gente paseando, artistas callejeros, el río, el London Eye…

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Nos quedamos un tiempo ahí, descansando, mirando, sacando fotos, y cruzamos el Westminster Bridge, para ver (hoy por afuera) más lugares típicos que hay que conocer, mientras caminamos hasta Trafalgar Square. Lleno de gente, en las escalinatas del Museo Natural de Historia, en las fuentes, en todos lados!
Otro tramito más de cuadras, y ya llegamos otra vez al departamento.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

¡Excelente día londinense! Nada más lejos de un “día 13“.

 

 
 

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.